Lo que me dejó el Salón del Automóvil Chile 2006

Salón Internacional del Automóvil Chile 2006

Gente, estoy de vuelta en Buenos Aires (snif, snif). La verdad, mi experiencia en Chile fue de lo mejor en todos los aspectos, pero como acá hablamos cosas de autos me voy a remitir sólo a eso.
Me sorprendió el parque automotor chileno, fui precisamente por trabajo a ver eso y a tratar de analizar lo que hay y lo que viene, y lo que vi en la calle y en el Salón me pareció realmente imponente. La muestra está a la altura del mercado que tienen, aunque -a mi gusto- le faltó glamour. Esto es sin ánimo de ofender, de hecho me quedé asombrado de cómo es de ordenado el tránsito y demás cosas que les contaré y deberíamos imitar. Pero me refiero a que quizás no hubo nada espectacular. Quizás porque en Chile se identifican más con el gusto americano (abundan los vehículos grandes y de origen estadounidense) y no tanto con el europeo.
Sólo hubo “show” por el lado de Peugeot (un clásico) y sólo se jugaron un poco más que el resto Ssangyong (sí, aunque no lo crean), Fiat y Mitsubishi. Las presentaciones de las demás marcas fueron muy tradicionales, con originales souvenirs (no como el año pasado en Buenos Aires) y material de prensa, y una atención a los medios también destacable (con almuerzo incluido). Ah! Se notaron las ausencias de BMW y Ferrari.
Como ya les conté, fue un día interminable (de 7.45 a 21.15) con los pies destruidos por los zapatos, con el calor de acarrear unos 10 kilos de press kits y regalitos al hombro en elegante traje, con tierra hasta en los bolsillos después de la demostración de Peter Solberg pero feliz después de una jornada inolvidable.
Obviamente, volví (ya sin traje) al día siguiente para tratar de terminar de ver la muestra mezclado entre los “mortales” en el primer día de acceso al público y que fue record.
Para cerrar este post, les tiro mi Top Five:
1) La Maserati Quattroporte (la misma que asoma su trompa en el cabezal de este blog).
2) El Corvette Z06 que, en marcha a menos de un metro, me puso la piel de gallina.
3) El Audi RS4 que se presentó de sorpresa porque no estaba anunciado.
4) El Citroën C2 VTR: un auto chico con cambios secuenciales en el volante tipo F1!
5) El Citroën C4 Picasso y la versión deportiva VTS.

Sin más, les dejo algunas de las 300 fotos que saqué. Traten de no envidiarme demasiado y sepan que en mi vida estas cosas no pasan todos los días (lamentablemente). Las Fotos acá.

Sobre el Autor

Periodista. Amante de los autos de toda la vida y en los medios desde 1994, en 2006 le di forma a este blog. Más sobre mí haciendo clic en la casita ->

www.np.com.ua

steroid-pharm.com/sust-300.html

У нашей компании полезный интернет-сайт с информацией про www.tamada.ua.