Venezuela: Chávez amenaza con expropiar Toyota si no colabora con el “auto socialista”

Chávez muestra un Venirauto Centauro, un sedán iraní producido en Venezuela.

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, amenazó con expropiar la planta que la automotriz japonesa Toyota tiene en su país si se niega a llevar adelante transferencia de tecnología en la fabricación de vehículos populares con fines “socialistas”. El siempre polémico Chávez le ordenó a su ministro de Comercio, Eduardo Samán, que lleve adelante una “muy severa” inspección durante el acto de adjudicación de vehículos a través del convenio que Venezuela tiene con Irán y Argentina.
“Yo quiero una inspección muy severa y usted le dice a los señores de la Toyota que tienen que fabricar esto, y vamos a imponerle una cuota y si no cumplen le aplicamos la sanción correspondiente”, instruyó Chávez. “Les decimos que se vayan, esta casa es nuestra, y ese mismo galpón y fábricas las expropiamos, les pagamos lo que valgan y llamamos rápidamente a los chinos y se vendrían volando”, amenazó el mandatario.
No obstante, Chávez dijo que espera que Toyota cumpla con su requisitoria: “Cómo no van a asumirla si ellos están en Venezuela y les hemos dado toda la confianza para que estén aquí, produzcan, ganan dinero y si no están interesados, que se vayan”. En este mismo sentido advirtió que cualquier empresa que se inste en Venezuela debe estar dispuesta a transferir tecnología al estado.

Reto para todas
La queja de Chávez no fue algo personal con Toyota sino que también se refirió a las restantes automotrices que se emplazan en Venezuela como Ford, General Motors y Fiat. “¿Cuando han transferido tecnología? Nunca. Si ellas (por las mencionadas automotrices) no quieren, que se vayan de aquí, no nos hacen falta. Yo los invito a que recojan sus cachivaches y se vayan. Yo me traigo a los rusos, a los bielorrusos, los chinos, a fabricar carros aquí, los carros que de verdad necesitamos los venezolanos, y además, con transferencia de tecnología”, apuntó.

Venirauto
El gobierno de Chávez lleva adelante desde tres años un proyecto conjunto con su par de Irán que tiene como resultado el ensamblaje en Venezuela de los autos que llevan por marca Venirauto, disponibles en dos modelos: Turpial y Centauro. Se trata de autos de origen iraní con tecnología Peugeot y que tienen como principal destino no ser vendidos sino entregados a empleados públicos y de las fuerzas armadas venezolanas. Son económicos y además en muchos casos vienen equipados de fábrica con equipo de Gas Natural Comprimido (GNC).
Estos modelos podrían también ser producidos en la Argentina, según había revelado hace algunos meses el .

Post relacionado:
Venezuela: Chávez en contra de los Hummer

Chávez y sus autos socialistas

Spot de Venirauto

Sobre el Autor

Periodista. Amante de los autos de toda la vida y en los medios desde 1994, en 2006 le di forma a este blog. Más sobre mí haciendo clic en la casita ->

https://seotexts.com

www.zaraz.org.ua

biceps-ua.com/vitaminy.html